Galletas digestive saludables

Hoy os traigo una receta de galletas digestive saludables y riquísimas. Hace tiempo os subí esta receta de galletas digestive que también está muy bien, pero creo que la nueva receta tiene mejores ingredientes y más saludables.

Quedan un pelín menos crujientes que las otras pero merece la pena probarlas e incluirlas en nuestros desayunos o snacks saludables.

galletas digestive saludables

¡Quiero estas galletas digestive saludables! ¿Qué ingredientes necesito?

Para unas 12 -14 galletas (depende de cómo las hagáis de grandes) necesitaremos:

  • 120 g de harina de avena integral.
  • 80 g de harina de trigo integral.
  • 70 ml de leche, yo uso de soja sin azúcar añadido.
  • 50 g de aceite de oliva virgen extra.
  • 3 g de levadura de repostería.
  • Para endulzar yo he utilizado la pasta de 5 dátiles.
  • Chocolate negro 85%.

Elaboración:

  1. Lo primero que hacemos es poner los dátiles en remojo unos 15 minutos, quitarles el hueso y tirturarlos hasta que nos quede una pasta.
  2. Tamizamos las harinas y la levadura. Si no tienes un tamizador puedes usar un colador (o al menos así lo hago yo).
  3. A las harinas y la levadura les añadimos: la leche, el aceite de oliva y la pasta de los dátiles y removemos muy bien hasta tener una masa homogénea.
  4. Dejamos la masa en el frigorífico una media hora para que luego sea mas fácil de manejar.
  5. Pasado este tiempo en un papel de horno, vamos poniendo porciones de nuestra masa. Yo lo que hago es coger un trozo, hago una bola, la aplasto bien (incluso le paso un poco el rodillo para que quede más lisa) y hago la forma redonda con un cortador de galletas (o un vaso si no tenéis cortador). Retiro la masa que sobre y la añado a la masa total para aprovechar este trozo también.
  6. Horneamos las galletas a 200ºC durante 15 minutos o hasta que las veáis doraditas.
  7. Pasado este tiempo las sacamos y las dejamos enfriar en una rejilla (yo uso la del horno que la he sacado antes de empezar a hornear y así ya la tengo preparada).
  8. Mientras las galletas se enfrían cortamos el chocolate en trocitos y lo metemos al microondas para derretirlo. Cada 10-15 segundos podéis ir sacándolo y removiendo para que no se queme.
  9. Cogemos una galleta y le ponemos una cucharadita de chocolate en una cara y lo esparcimos bien para que ocupe toda esa parte y dejamos enfriar con el chocolate hacia arriba.

¡Y ya las tenemos! Son una opción estupenda para reemplazar dulces y otros snacks que a veces podemos tomar y que tienen azúcares añadidos.

Deciros que esta nueva receta la he cogido de Petit Fit, una cuenta con un montón de recetas deliciosas, saludables y sencillas. Os animo a visitarla, está genial.

Espero que os gusten 🙂

galletas digestive saludables 2